Presidente de Cuba llama a enfrentar ilegalidades hacia flora y fauna

LA HABANA, 13 sept. (PL ) El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, llamó hoy a enfrentar las ilegalidades que atentan contra la flora y la fauna de la isla.

‘Defender nuestra Patria es también proteger su fauna y su flora’, dijo el mandatario en su cuenta en Twitter y convocó a contrarrestar el contrabando de aves silvestres.

El pasado mes de marzo el Consejo de Ministros aprobó el Plan gubernamental para la prevención y el enfrentamiento de los delitos e ilegalidades que afectan los bosques, la flora y la fauna silvestre, así como otros recursos naturales.

En su presentación se afirmó que el objetivo es dotar de mayor coherencia al sistema institucional dedicado a esos temas, de manera que se conjuguen las medidas administrativas, de regulación, control y operativas, y permitan alcanzar mayor integralidad y eficacia en el trabajo.

En aquel momento el jefe de Estado cubano señaló que existen ilegalidades como la tala y comercialización de la madera; la caza y pesca furtivas; la minería artesanal; la contaminación, tranques y desvíos de ríos, y el tráfico de especies, que han estado a la vista de todos y deben combatirse.

Ese empeño gubernamental fue reconocido recientemente por organizaciones ambientalistas del país, entre ellas las sociedades Cubana de Zoología, la Cubana de Botánica, y las fundaciones Ariguanabo y la Antonio Núñez Jiménez de la Naturaleza y el Hombre.

En una declaración publicada en la Revista Cubana de Ciencias Biológicas esas instituciones apuntaron la necesidad de adoptar medidas urgentes para contrarrestar los fenómenos que dañan la naturaleza y minimizar sus negativos efectos ambientales, económicos, sociales y culturales.

Advirtieron además sobre el peligro que representa la captura, recolecta, uso y comercio ilegal de especies de la vida silvestre, en tanto afecta la densidad, demografía, conducta, fenología, acervo genético y viabilidad de las poblaciones de la biota nativa, endémica y amenazada.

Asimismo, generan graves perjuicios a la fauna migratoria y pueden modificar los hábitats y causar cambios en los ecosistemas.

El Estado cubano muestra una preocupación y compromiso permanentes con la protección de sus recursos naturales, lo cual se evidencia en su adhesión al Convenio de Diversidad Biológica y la Convención sobre el Comercio Internacional de la Fauna y la Flora Amenazadas.

También es signatario de la Convención de Especies Migratorias y el Protocolo relativo a las Áreas y la Flora y la Fauna Silvestres Especialmente Protegidas de la Región del Gran Caribe, entre otros acuerdos internacionales.