Multas de hasta 3.000 pesos para quienes boten escombros en La Habana

LA HABANA, 18 feb. La medida, que entrará en vigor el 1ro de marzo, será válida tanto para familias como para entidades estatales y privadas, las que serán responsables del destino de los escombros generados de acciones constructivas en sus inmuebles.Quienes boten escombros en lugares públicos de La Habana a partir del próximo 1ro de marzo podrán ser multados hasta con 3.000 pesos cubanos (CUP) –unos 120 pesos convertibles (CUC), equivalentes al dólar–, in

La medida será válida tanto para familias como para entidades estatales y privadas, las que, de acuerdo con disposiciones del gobierno provincial, serán responsables del destino de los escombros generados de acciones constructivas en sus inmuebles, explica este martes Tribuna de La Habana.

Lo normado establece que los escombros solo se podrán botar en los lugares que cada Consejo Popular –órgano local que comprende una demarcación menor a los municipios– defina para tal efecto, y que nunca coincidirán con los tradicionales depósitos de basura doméstica.

En el caso de quienes residan en los municipios de Centro Habana y La Habana Vieja, pueden contratar el servicio de recogida a la Empresa Aguas de La Habana, para su procesamiento y reutilización; mientras que las familias y entidades del resto de los municipios habaneros deberán gestionar la recogida de los escombros a través de la Dirección Provincial de Higiene.

La norma también establece que la administración de las entidades estatales es responsable de “la limpieza y embellecimiento permanente de sus establecimientos incluyendo su entorno perimetral”, al tiempo que “se desarrollarán sistemáticamente acciones movilizativas dirigidas a mantener la limpieza en la comunidad” en las que se convocará “a depositar los desechos domésticos en los puntos de recolección establecidos al efecto y en los horarios de 6:00 p.m. a 10:00 p.m”.

Según Tribuna de La Habana, los encargados de la recogida de desechos que incumplan con su deber, también podrían ser multados hasta con 1.500 CUP.

El manejo de los desechos es uno de los problemas más serios que enfrenta la urbe –hogar de más de 2 millones de personas y en la que se producen unas 2.400 toneladas de residuos diarios– a tal punto que el presidente cubano Miguel Díaz-Canel dijo en 2018 que el problema debe ser resuelto sin prejuicios, incluso si la solución viene de la mano de inversores extranjeros.

No obstante, hasta el momento no hay confirmación de la participación de capital foráneo en esta actividad, aunque organizaciones internacionales y gobiernos como el de Japón, Catar y Austria, sí han realizado donativos destinados a contribuir con la recolección de basura en La Habana.

Fuente Oncubanews