¿Por la contaminación ambiental? La Habana recurre al sistema de bicicletas públicas

¿Por la contaminación ambiental? La Habana recurre al sistema de bicicletas públicas

LA HABANA, 25 Abril (DDC) Un taller en el Hotel Nacional de Cuba este miércoles dio arrancada a la fase de ejecución de Neomovilidad, un proyecto que según la prensa oficial busca implementar un sistema de transportecon bajas emisiones de carbono en La Habana y pone a las bicicletas como uno de los protagonistas del desplazamiento público en la capital.

Soledad Bauza, representante residente del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD)en Cuba, lo presentó como «una apuesta muy novedosa» que abarcará desde una «gestión más eficientes del uso del transporte público, hasta la implementación a nivel piloto de un sistema de bicicletas públicas», reportó la Agencia Cubana de Noticias (ACN).

Bauza dijo que el proyecto, que se extenderá por cuatro años, se implementará con recursos financieros del Fondo para el Medio Ambiente Mundial, el acompañamiento del PNUD y la participación del Consejo de Administración Provincial, mediante su Dirección General de Transporte.

Neomovilidad, señaló, apoya la implementación de las Bases del Plan Nacional de Desarrollo hasta 2030, trazado por el Partido Comunista, además de estar alineado con la Política para el Desarrollo Perspectivo de las Fuentes Renovables de Energía y el Uso Eficiente de la Energía, así como con la denominada Tarea Vida.

Celebró que contribuye también a la implementación en la Isla de ocho objetivos y metas de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible.

Es la primera vez que el PNUD trabaja con el sector del Transporte en 25 años de presencia de esa organización en Cuba.

Tatiana Viera, vicepresidenta de la Asamblea Provincial del Poder Popular, dijo que «la ejecución de este proyecto impondrá otros modelos de planeamiento y operación del transporte público, a los que el país se sumará para transitar al camino de una movilidad urbana sostenible».

Según el Gobierno, Neomovilidad respalda la Política de Ordenamiento del Transporte de Pasajeros en la ciudad que concibe como líneas estratégicas priorizar y reforzar el transporte público colectivo, incentivar el uso del transporte no motorizado, disuadir el uso del transporte individual y privado, y lograr una gestión integral de la calidad del servicio.

Los cubanos critican constantemente al Gobierno por los problemas que arrastra el trasnporte público desde hace décadas. Nuevas estrategias, como la autorización del transporte privado, no han sido alivio suficiente, por los precios de esta opción y las trabas de las autoridades a los transportistas.

«Neomovilidad» inicia antes de que la escasez de combustible, derivada de la crisis que atraviesa Venezuela, el principal abastecedor de petróleo de la Isla, complique aún más el panorama del transporte en la capital.