LA HABANA, 10 feb. Un nuevo caso de maltrato animal en Cuba ha sido denunciado por una joven bióloga en su cuenta de Facebook. Lorena González Casuso, trabajadora del Instituto de Oceanología, ha pedido en la red social que compartan su publicación, en la que se puede ver lo que sucede en la costa habanera, específicamente en el municipio Playa.

Lorena tomó fotografías que muestran a un cocodrilo y a un guanajo muertos, rodeados de bastante basura –entre la que se distingue también un fragmento de un carapacho de jicotea–, muy cerca del mar.

Lo más grave, en su opinión, es que estos hechos ocurren muy cerca de una estación de policía, que no hace nada para evitar acciones como esta.

Aquí está el texto de su post:

“Por favor, ¡compartan esta publicación! Muy tristes imágenes que tomé hoy en la costa de 110. ¿Hasta donde vamos a llegar con el maltrato animal y la contaminación? Parece mentira que haya una estación de policía justo frente a la costa y permiten este tipo de cosas. No es solo tirar basura en la playa, sino dejar constantemente animales muertos en lugares donde los niños juegan y se bañan a diario. Eso es como mínimo propagación de epidemias. Incluso el cocodrilo es un animal que se encuentra amenazado en este momento y ¡es una infracción grave cazarlo!”, comentó.

Este hecho se suma a muchos otros que suceden a diario en cualquier parte de la Isla, y que son posibles porque en Cuba porque no existen leyes que regule la protección hacia los animales, y por eso quienes cometen estos abusos no pueden ser juzgados adecuadamente.

En el mes de diciembre un custodio le asestó tres puñaladas a un perro en el parque Aldama, en la capital; unos meses antes, en agosto, un usuario de Facebook publicó unas imágenes tomadas en Varadero, donde unos cuentapropistas denominados “Hermanos Hernández”, circulaban por la ciudad con un camión seis pequeños perros viajaban encerrados y hacinados en una jaula, junto al tubo de escape del vehículo.

Las autoridades anunciaron hace tiempo que se estaba redactando un proyecto de Ley de Bienestar Animal, aunque no se han brindado más detalles.
Con información de Cibercuba