La falta de efectivo en Cuba también afecta el pago de los salarios y pensiones

La falta de efectivo en Cuba también afecta el pago de los salarios y pensiones

LA HABANA, 4 apr. Reunidos en una sesión Consejo de Ministros de Cuba, se reconoció que en varios sectores de la economía del país es cada vez mayor el impago a los trabajadores y pensionados, debido, básicamente, a la falta de efectivo.

El propio secretario general de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC), Ulises Guilarte de Nacimiento, habló sobre el “crecimiento que viene teniendo ya en varios sectores de la economía el impago a los trabajadores, lo cual constituye una insatisfacción en el seno de los colectivos de trabajadores”.

Asimismo, comentó sobre las pérdidas de más de 300 empresas, y entre ellas, se registra una cifra significativa de trabajadores que ven limitados sus beneficios económicos y la posibilidad de mejorar los ingresos.

Esto se debe al descontrol y de la ineficiente gestión de las administraciones de las empresas estatales, asegura el portavoz de la CTC.

“Dondequiera que exista un problema financiero hay que discutirlo, hacer propuestas y buscar soluciones antes de la fecha en que corresponde pagar los salarios”, destacó, por su parte, Manuel Marrero Cruz, primer ministro cubano.

De hecho, Deivy Pérez Martín, primera secretaria del PCC en Sancti Spíritus, enfatizó en la insuficiente captación de dinero en efectivo por problemas relacionados con la aplicación de la bancarización en dicha provincia.

Una emisora local expuso que, el 77% de los actores económicos tienen las cuentas fiscales abiertas, pero la mayoría no las activan o no las usan, lo que desencadena bajos niveles de depósitos de efectivo en los bancos y poca disponibilidad en los cajeros automáticos.

La crisis generalizada que sufre el pueblo de Cuba, con una inflación sin frenos, obliga a que el poder adquisitivo caiga en picada. Y es injustificable que el gobierno incumpla con los pagos de los trabajadores después de un mes de trabajo, y mucho más que deje desamparados económicamente a los pensionados cubanos.

Fuente