Falleció en La Habana el destacado músico Adalberto Álvarez

Falleció en La Habana el destacado músico Adalberto Álvarez

LA HABANA, 1 Sept. El Maestro Adalberto Álvarez, músico, compositor y emblema de la música y la cultura cubanas falleció este miércoles 1ro.

de septiembre en La Habana, señalan diversos medios de prensa en sus páginas oficiales y canales de redes sociales.

El destacado artista cubano falleció por una disfunción múltiple de órganos, a consecuencia de una neumonía derivada de la Covid-19, tras permanecer varios días ingresado, señaló una nota del Instituto Cubano de la Música.

Nacido en La Habana el 22 de noviembre de 1948, Adalberto Álvarez siempre se consideró natural de Camagüey, ciudad donde vivió sus primeros años, comenzó su carrera profesional y mereció la condición de Hijo Ilustre y con la cual mantuvo permanentes vínculos y desarrolló numerosos proyectos para la promoción de la música.

Fundador de dos de las más exitosas bandas cubanas de todos los tiempos: Son 14 y Adalberto Álvarez y su Son, durante más de cuatro décadas se mantuvo en la preferencia del público bailador cubano, al cual regaló temas ya clásicos de la música popular como Y qué tú quieres que te den y A bailar el toca toca.

El Caballero del Son, como también era conocido, estudió en la Escuela Nacional de Arte (ENA) desde 1966 hasta 1972. Fue profesor de Literatura Musical en la Escuela Provincial de Arte de Camagüey desde 1973 hasta 1978.

Inició su carrera artística como ejecutante de la paila en 1957. Más tarde fue arreglista y director del conjunto de su padre, Enrique Fortunato Álvarez (Nené), Avance Juvenil, en Camagüey. El conjunto Rumbavana le popularizó una de sus primeras composiciones: Con un besito mi amor (1971).

En 1978, a propuesta del compositor santiaguero Rodulfo Vaillant, fundó el grupo Son 14, que debutó en Santiago de Cuba el 11 de noviembre del mismo año.

El 25 de febrero de 1984 debutó en Santiago de las Vegas su segunda agrupación: Adalberto Álvarez y su Son.

Premio Nacional de Música 2008, fue el principal impulsor para la instauración del Día del Son Cubano, celebrado por primera vez el pasado 8 de mayo.

Fue acreedor también de la Distinción por la Cultura Nacional y la Orden Félix Varela y recibió en varias ocasiones el Premio Cubadisco, entre otras distinciones que expresan la calidad y el carácter renovador de su prolífica obra. Electo por el municipio Camagüey, fue diputado a la Asamblea Nacional del Poder Popular entre el 2013 y 2018.

Con la partida física de este gran creador, la música popular cubana pierde a uno de sus más genuinos exponentes y el público bailador a uno de sus artistas más queridos, añade el comunicado del Instituto Cubano de la Música.

Por decisión familiar, su cadáver será velado en ceremonia íntima.

En su perfil en Facebook, la casa discográfica EGREM lamentó la triste noticia.

Desde EGREM queremos hacer extensivas las condolencias a familiares y todo el pueblo que tiene al maestro Adalberto Álvarez como uno de sus soneros más fieles. El Son fue su bandera, su lucha, su éxito. Y a él entregó su vida entera. Por eso, Adalberto vive y vivirá por siempre, afirmó la EGREM. (http://www.tribuna.cu)