cine-teatro Payret

LA HABANA, 15 ene. (DDC) El historiador de La Habana, Eusebio Leal, confirmó que el cine teatro Payret será convertido en un hotel, pero aseguró que el propio tiempo “seguirá siendo un cine para los cubanos”.

En entrevista ofrecida a la publicación del Ministerio de Cultura La Jiribilla, Leal criticó los abundantes comentarios en redes sociales y diversas publicaciones sobre Cuba que provocó la noticia de que el Payret, una instalación emblemática de la capital cubana, iba a ser transformada en un nuevo hotel del conglomerado empresarial de GAESA.

“Con el Payret —dijo Leal—, se ha cometido en estos días un acto de mala fe continuada que desconoce, en primer lugar, la atención recibida por ese coliseo a lo largo del período revolucionario, época en la que se han emprendido dos restauraciones muy costosas, una en 1969 y la otra en 1981.”

Anuncio de la futura obra. (14YMEDIO)

Leal reconoció que existe entre la Oficina del Historiador que dirige, el Ministerio del Turismo y GAESA, un “trabajo conjunto” del que han nacido “varias de las obras que hoy prestigian nuestro Centro Histórico.”

Con ello se refiere a la conversión de la antigua Manzana de Gómez en el hotel de lujo Manzana Kempinski, entre otros negocios para el turismo que hoy se explotan en La Habana Vieja.

Sobre el hotel Payret, declaró que “efectivamente se construirá en esa manzana”, pero advirtió que “ello no afectará en absoluto la integridad del cine-teatro, más bien contribuirá a su restauración y reapertura como lo que siempre ha sido, una institución de servicio público.”

“El Payret seguirá siendo un cine para los cubanos y sus precios máximos no excederán el valor que se abona hoy por acceder a instalaciones similares como los teatros Martí y Nacional de Cuba”, concluyó Leal.

Si bien Leal no ofreció detalles en torno a cómo GAESA se propone concebir un hotel que incluya un cine, en la entrevista tampoco se precisa qué clase de cine sería el nuevo Payret costando lo que “se abona hoy” por asistir a una función teatral, musical o danzaria en los teatros Martí o Nacional.

Esas instalaciones cobran por una función estándar una entrada de 20 pesos cubanos o más. De manera que el nuevo Payret podría ofrecer espectáculos por una suma que rebasa el precio de los cines de La Habana, que aún cobran dos pesos por una función de cine.

Según el texto, el Payret actualmente permanece cerrado por deterioro funcional y carencia de mantenimiento constructivo desde el 2008.

El cine-teatro Payret y las edificaciones colindantes (entre ellas, la sala polivalente Kid Chocolate) cederán su espacio a la construcción de un hotel cinco estrellas de 300 habitaciones proyectado por el Ministerio de Turismo de Cuba que ocuparía toda la manzana delimitada por las calles San José, Teniente Rey, Zulueta y Paseo del Prado, en La Habana Vieja.

La obra se inscribiría en el plan de inversiones concebido para festejar el aniversario 500 de la fundación de La Habana, a celebrarse en noviembre próximo.