Empresarios de EE.UU. se reúnen con directivos de ETECSA en La Habana

LA HABANA, 5 sept. Varias empresas norteamericanas de telecomunicaciones exploran la posibilidad de desarrollar proyectos con Cuba, pese al deterioro de las relaciones entre ambos países durante la administración de Donald Trump.

Directivos de la proveedora de comunicaciones Liberty Latin America y su subsidiaria C&W Networks, además de Akerman, Transfer To y S3, participaron en el primer Foro Empresarial de Telecomunicaciones entre Cuba y Estados Unidos, que se efectuó en La Habana, informó Cubadebate.

Chris Coles, representante de Liberty Latin America, expresó que cualquier oportunidad de reunión con el gobierno y empresas cubanas “es algo que siempre es de interés para nosotros”.

La firma está presente en el Caribe, América Central y Suramérica y “Cuba significa una gran parte de ese entorno”.

“En la mayor medida en que podamos encontrar un terreno común y maneras de salvar las divisiones históricas, será de interés para nosotros”, añadió.

En el evento se identificaron proyectos de trabajo con oportunidades para ambas partes, “en los que se continuará avanzando en próximos encuentros”, dijo el viceministro cubano de las Comunicaciones, Ernesto Rodríguez Hernández.

El funcionario no quiso dar detalles sobre las negociaciones entre las empresas locales y norteamericanas, según él, hasta que no se concreten “para tener cosas más firmes sobre la cual abordar los temas”.

“Cuba tiene más de una decena de acuerdos vigentes con compañías estadounidenses en el sector de las TIC, beneficiosos para ambas partes”, lo que significa que “continúan favoreciendo las negociaciones con las empresas cubanas”, agregó.

Por su parte, la presidenta del monopolio ETECSA, Mayra Arevich Marín, reveló que “la empresa tiene más de 10 acuerdos vigentes beneficiosos hasta ahora”, y existe “intención de continuar desarrollando esos proyectos y evaluando la posibilidad de nuevos”.

Por último, Rubén Ramos Arrieta, vicepresidente de la Cámara de Comercio, recordó que la cobertura poblacional de la señal de telefonía celular en la Isla se estima en un 85,5 por ciento. Existen más de 5,5 millones de líneas móviles, de las cuales solo 2,5 millones pueden acceder a internet.

Aunque el gobierno alega que trabaja en mejorar la insfraestructura para disminuir el costo del servicio de internet, las tarifas siguen siendo muy elevadas.