El problema de la basura en La Habana también se debe a la "indisciplina social"

LA HABANA, 7 junio Un reportaje publicado hoy en el diario Juventud Rebelde intenta buscar culpables al ya desgastado tema de la basura en las calles de la capital cubana, y aunque reconoce que es necesaria una mayor constancia en la recogida de los desechos, atribuye el mayor peso de la culpa a los habitantes de la ciudad.

“Muchas veces es la propia población la que contribuye a que la salud ambiental de la población se deteriore con su irresponsabilidad”, denuncia este diario estatal, quitando el mayor peso del problema al Estado y dejando que  la situación descanse sobre “indisciplinas sociales”.

“Algunas personas rompen los contenedores o los roban en pedazos para cogerlos de materia prima para fabricar otros objetos”, aseguró al citado diario un residente del municipio Marianao.

“A esta realidad se suma la poca voluntad de otro grupo de la población de depositar la basura en el interior de los contenedores, pues prefieren optar por la vía más rápida de dejarla tirada en la calle”, añade la publicación.

Onelio Ojeda, director de la Empresa de Servicios Comunales en La Habana, reveló que para  “luchar contra el grave problema de las indisciplinas sociales” ya el Gobierno capitalino está estudiando la puesta en práctica de un reglamento “que establece la cuantía de las multas y otras normas con el fin de sancionar a quienes no contribuyen a tener una ciudad más limpia“.

En la capital cubana se generan diariamente cerca de 20.000 metros cúbicos de desechos, una cifra de la que 10.500 corresponde a basura proveniente del sector residencial.

Los municipios capitalinos que presentan una situación más grave son San Miguel del Padrón, Arroyo Naranjo y La Habana del Este.

De acuerdo a lo previsto, este año deben arribar a la nación caribeña 76 camiones de recogida de desechos, 25 mini cargadores, 5 compactadores para volteo, 16 motoniveladoras y 12 excavadoras, de acuerdo a un informe presentado a  la  prensa el  pasado mes por la Dirección Provincial de Servicios Comunales.

Los funcionarios aseguraron que antes de concluir el año “podremos dar solución al fenómeno que afecta desde hace varios años a nuestra capital, y permitirá que nuestro personal pueda recoger la totalidad de los desechos que produce La Habana”.

Sin embargo, el citado medio aclara que a pesar de todos los esfuerzos que se están realizando, “todo es vano si la población no hace conciencia y contribuye a la higienización de sus lugares de residencia”.
Con información de www.islalocal.com