El malecón de La Habana será rehabilitado a partir del 2020

LA HABANA,12 junio En el año 2020 se iniciarán obras de rehabilitación en el malecón de La Habana con el propósito de evitar inundaciones costeras, tanto marítimas como pluviales.

El proyecto abarcará cuatro etapas y forma parte de la llamada Tarea Vida, el plan del Gobierno cubano para enfrentar el cambio climático.

En declaraciones a la Agencia Cubana de Noticias, Yoermes González, director del Centro de Investigaciones Hidráulicas de la Universidad Tecnológica de La Habana “José Antonio Echeverría” (CUJAE), ha explicado que el plan de rehabilitación del malecón forma parte de un proyecto que desarrollan desde hace nada menos que 30 años.

La primera fase será acometida en el 2020 e implica “un cambio de la geometría del muro” y también “de su elevación hasta donde la arquitectura lo permita”.

Según el citado funcionario, la estructura actual del muro no es suficiente “para disipar la energía de la ola”, y por ese motivo acaba provocando las conocidas inundaciones que con frecuencia afectan al litoral habanero.

“La forma puede ser mejorada en el sentido geométrico, si se agrega una curvatura se podrá solucionar el problema entre un 40 y 50 por ciento”, ha dicho González, quien ha precisado que el proyecto está diseñado con diferentes magnitudes, pero implica a todo el Malecón, desde la bahía de La Habana hasta La Chorrera.

La segunda etapa pasará por la colocación de “vermas”, es decir “terraplenes debajo del nivel agua que impiden el ataque de la ola con toda la fuerza actual”.

Según las estimaciones, ello aliviará en un 70 % el impacto de la ola, y esa fase solo se llevará a cabo en los lugares donde sea necesario, pues hay zonas que cuentan con arrecifes que frenan de forma natural el impacto.

La tercera etapa implicará la introducción de diques sumergidos, y la cuarta y última etapa supondrá la ubicación de elementos disipadores existentes en la hidráulica, “una opción en este sentido son los conocidos yaquis”, concluye el funcionario.

Yoermes González considera que si se aplican las cuatro soluciones se podrá resolver el problema de las inundaciones en el Malecón con un elevado 90-100 % de probabilidades, aunque precisa que “el resto habrá que solucionarlo mejorando los sistemas de drenaje”.

El tiempo estimado para todo el proceso dependerá de las “capacidades constructivas” del país, aunque estima que no debe superar los cinco años.

En abril de 2017 el Consejo de Ministros de Cuba, encabezado por Raúl Castro, aprobó la Tarea Vida, un conjunto de acciones para minimizar los efectos del cambio climático sobre la Isla, cuya aplicación intenta contrarrestar los cambios en el clima.

La Tarea Vida, de la que formaría parte la rehabilitación del Malecón de La Habana, se apoya en estudios anteriores de vulnerabilidad e incluye algunas medidas como la prohibición de la construcción de nuevas viviendas en asentamientos costeros, además de la reducción de áreas de cultivo próximas al mar.
Tomado de Cibercuba