cementerio de estadounidenses

LA HABANA, 14 ene. (EFE) Un cementerio de estadounidenses de la religión protestante en Cuba, ubicado en la isla de la Juventud, fue declarado monumento nacional por la Comisión de Monumentos, informó este lunes la televisión Cubana.

En este camposanto, el único de su tipo en el país, se encuentran enterrados gran parte de los colonos norteamericanos que se asentaron desde finales del siglo XIX y principios del XX en la antigua isla de Pinos -renombrada isla de la Juventud en 1978-, situada en el suroeste de Cuba.

El último enterramiento registrado en este cementerio data del año 1981 y es el de Estefanía Koenig, descendiente de una familia de origen alemán cuyos integrantes estaban naturalizados como ciudadanos estadounidenses, explicó el historiador Wiltse Peña Hijuelos en el informe televisivo.

Peña Hijuelos resaltó la importancia de conservar este sitio único en Cuba, que es prueba de la presencia de más de medio siglo de una colonia estadounidenses en la Isla de Pinos, como legado a las futuras generaciones por sus valores históricos y culturales.

El “cementerio de los americanos”, como se conoce popularmente el lugar, el es quinto lugar declarado Monumento Nacional en la Isla de la Juventud, junto al presidio Modelo, en ruinas, la finca-museo El Abra, el buque El Pinero y las cuevas de Punta del Este, un sitio arqueológico que alberga en sus paredes pinturas rupestres de los aborígenes cubanos precolombinos.