Crucero por la Paz no podrá llegar a Cuba con ayuda humanitaria de Japón

LA HABANA, 10 junio (Sputnik)   El presidente cubano Miguel Díaz-Canel denunció la imposibilidad de llegar a Cuba del Crucero de la Paz (Peace Boat) procedente de Japón,

y que debía atracar en la isla el próximo 13 de junio con ayuda humanitaria del pueblo japonés para los damnificados del tornado que azotó La Habana a principios del año.

“Esto demuestra que la ilegal ley [Helms-Burton] atenta también contra la paz, la solidaridad, la coexistencia pacífica y la amistad. Es una ley para neocolonizar y esclavizar. Helms-Burton también impide a Peace Boat tocar puerto cubano”, escribió el mandatario cubano en su cuenta de la red social de Twitter.

​En una nota publicada en el sitio digital Cubadebate, se consigna que al tratarse de una embarcación propiedad de Estados Unidos, “el Crucero por la Paz, símbolo de convivencia, de paz y buena voluntad entre los pueblos no podrá bañarse esta vez del optimismo, la dignidad y firmeza de los cubanos”.

Esta sería la 19 vez en que los habaneros dieran la bienvenida al Peace Boat, que realiza viajes alrededor del mundo organizados por una organización no gubernamental (ONG) pacifista con el mismo nombre y con sede en Japón.

En esta ocasión —destaca Cubadebate—, el crucero transportaba consigo una “entrañable carga”, que incluía un donativo de la comunidad cubana residente en Japón y de amigos japoneses, como apoyo a los damnificados del tornado que azotó a La Habana el 27 de enero de 2019.

El pasado 5 de junio, entró en vigor un anuncio del Departamento del Tesoro de EEUU que prohíbe visitar Cuba a cruceros, aviones privados y corporativos, veleros, barcos de pesca y otras aeronaves y embarcaciones de Estados Unidos.

La medida también restringe aún más las opciones de viajes de ciudadanos estadounidenses a la isla, al prohibir los viajes con fines educativos, dentro de la categoría pueblo a pueblo, establecida durante el gobierno del expresidente Barack Obama (2009-2017) y ahora eliminada por el actual mandatario de EEUU, Donald Trump.