Las autoridades intentan resucitar la gastronomía estatal

Las autoridades intentan resucitar la gastronomía estatalLA HABANA, 9 dic. Las autoridades cubanas están intentando resucitar la gastronomía estatal y de momento han reabierto, según Juventud Rebelde , 102 cafeterías, restaurantes o heladerías estatales de La Habana que llevaban años cerrados o sin oferta.

Es el caso del restaurante Cinecittá, de 23, con capacidad para 84 comensales. Después de años de decadencia, ahora ofrece lasaña y canelón a 25 pesos cubanos y pizzas de camarones o de carne de res a 20 pesos. La bebida estrella es el refresco Coracán, que cuesta un peso cubano.

Pero no es el único restaurante resucitado. Han sido recuperados además el Siete Mares (frente al parque Quijote), El Cochinito, el Mónaco, la pizzería Montecatini, el Pío Pío de L, Doña Rossina, Trastevere, La Tarraya o El Bosque. También la conocida heladeria Ward, de Santa Catalina. Todos tienen una nueva vida, pero el mismo problema de siempre: un servicio lento y desganado.

Lo reconoce Guillermo Acosta, administrador de la Ward que, desde que reabrió hace un año recibe cada día a unos 2.000 clientes, que nunca se marchan satisfechos. Para el reestreno cambiaron los utensilios de plástico por otros de cristal, arreglaron los techos y estrenaron muebles, pero no pensaron en lo principal: el servicio.

“El personal que trabaja aquí es muy joven, casi todos son estudiantes o recién graduados de las escuelas de Gastronomía Ramón Paz y René Ramos, por lo que nuestro centro funciona como la segunda escuela y es responsabilidad de los directivos, exigirles las normas de educación y calidad del servicio que el cliente merece”.

A eso hay que sumar que casi nunca hay helado de chocolate. La mayoría de las veces hay que escoger entre dos y cinco sabores. “El que más se nos dificulta es el chocolate, porque la producción es mínima comparada con la demanda, y se prioriza el Coppelia de 23.

Los dulces los provee, dos o tres veces a la semana, la Empresa Provincial de Alimentos por lo que podemos ofrecer a la población más de diez especialidades estables”, señaló al rotativo oficialista.

La idea de las autoridades cubanas es seguir reabriendo viejas glorias gastronómicas del Estado entre 2018 y 2019.
Con información de Cibercuba