Ordene comida desde Miami y se la entregan en Cuba

René Mesa, más conocido como Piro, es conocido por los cerdos asados que cocina en su finca a las afueras de La Habana. Captura de pantalla

LA HABANA, 30 dic. Si quiere ordenar una cena de Fin de Año para su familia en Cuba, ahora puede hacerlo desde Miami.

Solo tiene que llamar a un número local, decirdónde quiere que le entreguen la comida y pagar. En Cuba prepararán el cerdo asado, las guarniciones, y se lo llevarán a la puerta.

René Mesa, más conocido como Piro, ya tiene copados los pedidos para el 31 de diciembre.

“Ya estamos cerrados desde el día 28”, dice.

Piro es conocido por hacer uno de los mejores cerdos asados de la isla. En su finca, ubicada entre Jaruco y Santa Cruz, a unos 50 kilómetros de La Habana, Piro y sus empleados asan en unos hornos especiales lechones criados con palmiche, el fruto de la palma real, que le da a la carne un sabor característico.

También ofrecen empanadas isleñas y chilindrón de carnero. Pero Piro es famoso por su cerdo.

Un cerdo asado de unas 65 libras, con arroz congrí, yuca con mojo y ensalada, como para 25 personas, cuesta $100, envío incluido.

La ubicación de su negocio le permite hacer entregas desde La Habana hasta Varadero, en Matanzas, aunque su cerdo asado es tan famoso que con frecuencia se lo llevan a otras provincias. Según Norei Mesa, sobrina de Piro, algunos se han llevado uno de los cerdos asados de su tío en ferry hasta la Isla de la Juventud o en tren hasta Oriente. La embajadora de Angola se llevó dos en su avión.

Mesa, residente en Miami, es una de las personas que toma los pedidos para el famoso cerdo de Piro. Aparte de ella, Piro “tiene gente por todo el mundo” que le hace pedidos.

“Si no hay ninguna fecha especial, recibo de dos a tres pedidos semanales. En fechas especiales como Navidad o Año Nuevo, son tantos los pedidos que ya está todo vendido desde mediados de noviembre”, dice Norei Mesa.

El pago tiene que ser en efectivo. Aunque durante un tiempo trató de aceptar tarjetas de crédito, “era muy complicado con la cuenta del banco”, explica.

Piro tiene más de10 años en el negocio, y es tan conocido que el famoso chef estadounidense Emeril Lagasse grabó uno de los episodios de su serie Eat the World with Emeril Lagasse en su finca.

Pero Piro no es el único. Hay varios restaurantes, conocidos en la isla como “paladares”, que han comenzado a ofrecer un servicio similar.

“Cenas elaboradas al carbón. Envíos gratis en toda la capital. Para Navidad y Fin de Año Menú Especial. Llame en Miami para reservas y pagos”, indican algunos de los anuncios en internet para ordenar y pagar en Miami una comida que será entregada en Cuba.

En el sitio de clasificados cubano Revolico, por ejemplo, aparecen varios anuncios. Uno de los restaurantes, Mi Sofía, hace “envíos gratis en toda la capital” de cerdos asados al carbón, “buffet para eventos, bodas y fiestas en general” con “aseguramiento de hielo y más”.

Para hacer la orden, el anuncio tiene un número telefónico de La Habana y otro de Miami. “Posibilidad de pago en el exterior para sorprender a su familia en Cuba en cualquier ocasión”, reza el anuncio.

Una persona encargada de tomar los pedidos en Miami declinó hacer comentarios a el Nuevo Herald porque “en Cuba todo se tergiversa”.

Pero con tarifas para llamar a Cuba de $1 por minuto como promedio, la posibilidad de hacer los encargos llamando al número en Miami es conveniente.

René Mesa, por su parte, asegura que hasta ahora no ha tenido problemas con el sistema de pedidos desde el extranjero.

“Trabajamos con seriedad y respeto y no tenemos quejas de nuestros clientes”, asegura el empresario.

En la forma que le paguen, no le preocupa, dice Piro.

Aunque hasta ahora no se ha anunciado en internet, su hijo, que vive en Miami, “lo quiere poner en Facebook”, dice.

http://www.elnuevoherald.com/noticias/mundo/america-latina/cuba-es/article123751049.html#storylink=cpy