Increíble: el restablecimiento del servicio eléctrico va más rápido en La Habana que en Miami

Increíble: el restablecimiento del servicio eléctrico va más rápido en La Habana que en Miami LA HABANA, 16 sept. El huracán Irma ha dejado apagones en Cuba y la Florida que aún hoy, una semana después del desastre, no han podido arreglarse.

En La Habana las autoridades de la Unión Eléctrica aseguran que el problema está casi solucionado, pese a que la termoeléctrica Antonio Guiteras, de Matanzas, que presta servicio a la capital, presenta daños severos. Según publica este sábado el diario Granmael 90% de los hogares habaneros (nueve de cada diez) ya tienen luz.

Mientras tanto, en Miami-Dade todavía quedan más de 185.000 familias sin suministro eléctrico, tal y como recoge la página web de la empresa FPL. Hasta ahora se ha restablecido el servicio a 834.575 clientes, del millón de afectados (1.020.255). Eso significa que a estas alturas ya tiene luz el 81% de los usuarios que sufrieron el apagón.

Las comparaciones son odiosas, pero a juzgar por las cifras oficiales que barajan unos y otros, en la capital de la Isla, por increíble que parezca, las tareas de restablecimiento del suministro eléctrico van más rápido que en Miami.

Pero una cosa es La Habana y otra el resto del país. Y si no, que se lo pregunten a los villaclareños. En Villa Clara sólo el 38% de la población puede encender las luces de su casa. Eso significa que más de la mitad de la provincia sigue apagada.

Es una situación difícil como la que se está viviendo en Ciego de Ávila. Allí cerca de la mitad de las familias sigue sin luz ya que el servicio se ha restablecido en el 52% de los hogares.

Tampoco van mejores las cosas en Matanzas. En esta provincia casi cuatro de cada diez clientes siguen sin servicio eléctrico.

El restablecimiento del suministro de electricidad va mejor en Santiago de Cuba, Guantánamo, Holguín, Granma y Artemisa, donde el 99% de la población tiene corriente. Más o menos igual que en Las Tunas (98%), Mayabeque (96%), Cienfuegos (95%), Camagüey (86%) y Sancti Spíritus (77%).

Tan lentos van los trabajos en la Florida que este viernes la ciudad de Coral Gables anunció que estudia la posibilidad de demandar a FPL.

En todo el estado aún quedan 716,810 familias floridanas sin luz. El apagón afecta sobre todo a Miami-Dade (185,680) y Broward (98,960). La empresa asegura que trabaja a contrarreloj para solucionar el problema y descarta que las pérdidas provocadas por el huracán sean imputables a la compañía.
Tomado de Cibercuba