FAO activa emergencia para recuperación pesquera y agrícola en Cuba

FAO activa emergencia para recuperación pesquera y agrícola en CubaLA HABANA, 16 sep (EFE) Ante los estragos provocados por el huracán Irma en Cuba, la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) activó un fondo especial de emergencia para asistir en la rehabilitación de la producción agrícola y pesquera del país caribeño.

Con la contribución de 300.000 dólares del gobierno de Bélgica, la representación en La Habana del organismo de la ONU detalló en un comunicado que puso en operación su Fondo Especial para Actividades de Emergencia y Rehabilitación-Capacidad de Respuesta a Insumos Agrícolas (SFERA-AIRC),

La contribución de Bélgica es la primera que recibe la FAO para un Plan cuyo objetivo es recaudar 7 millones de dólares para rehabilitar los ecosistemas productivos en los sectores agrícola, ganadero y pesquero, a partir de un buen manejo del suelo y el agua.

Para coordinar este proceso viajará a La Habana un oficial técnico de la oficina sub-regional de la FAO, que contribuirá con insumos y equipos en las acciones integradas del Sistema de Naciones Unidas para responder al desastroso impacto del huracán Irma en Cuba.

La FAO precisó que su apoyo estará destinado a reponer los techos y cubiertas de unidades productoras de huevo, carne de cerdo y de cultivos de ciclo corto para acelerar la producción de alimentos.

Además, aportará equipos, partes y repuestos de sistemas de riego, fertilizantes y herbicidas, motosierras y pertrechos para poder realizar limpieza y agilizar el acceso a unidades productivas y cultivos, así como insumos para la reparación de barcos pesqueros, instalaciones acuícolas y artes de pesca.

Datos preliminares divulgados este viernes por el Ministerio de la Agricultura sobre los efectos del ciclón calculan daños a más de 50.000 hectáreas de cultivos como el plátano, maíz y arroz, además de unas 300.000 de caña de azúcar.

El informe también da cuenta de averías en la red de organopónicos, huertos intensivos y fincas de agricultura urbana o suburbana de la isla, una importante fuente de hortalizas y vegetales frescos de la que se abastece la población.

Asimismo reporta daños a la infraestructura agropecuaria, donde hay unos 300 sistemas de riego estropeados, a lo que se suman más de 250.000 metros cuadrados de techos en naves avícolas y porcinas destruidos y el deterioro registrado en instalaciones de ganado vacuno, centrales azucareros, molinos de arroz, casas de cultivo, semilleros y centros de acopio, entre otros.

Los representantes en Cuba de organismos y programas del sistema de las Naciones Unidas como PNUD, FAO, PMA y UNICEF se reunieron esta semana para coordinar su estrategia para la asistencia que ofrecerán a las zonas más afectadas por el paso del huracán.

El azote de Irma a Cuba dejó un saldo de diez muertos, más de 1,7 millones de evacuados -de los que aún quedan desplazados 26.000-, fuertes inundaciones provocadas por las penetraciones del mar en la costa norte de varias provincias y elevados daños aún sin cuantificar.